domingo, 13 de octubre de 2019

Vincent Peters

Vincent Peters es un fotógrafo alemán (nacido en 1969 en Bremen, vive entre París y Nueva York) considerado uno de los fotógrafos de moda con mayor proyección internacional. Ha retratado a muchas de las celebridades más grandes de nuestro tiempo en su estilo glamuroso y sensual que recuerda a la estética del Hollywood de los años 50. Basado enteramente en el arte clásico de la fotografía de retrato, su sofisticada iluminación y el uso de cámaras analógicas impactan en sus fotos en blanco y negro, otorgándoles una calidad cinematográfica impresionante, dando como resultado impresionantes retratos y fotografías de moda.


© Vincent Peters
© Vincent Peters


Nunca he cambiado de cámara desde que tenía 17 años. Tengo una Mamiya RZ de formato medio. Siempre utilizo película. Tengo algunos clientes que dicen "si no disparas en digital no trabajamos contigo" y no tengo problema en hacerlo, pero no me gusta lo digital. Creo que este proceso ha hecho mucho daño a la industria y no hay un solo fotógrafo con el que haya hablado y que no esté de acuerdo con ello.  La técnica condiciona al arte... Si hay un arte digital, éste no es mi arte. Lo digital no es sólo un proceso de captura de imágenes. Lo digital es un concepto diferente. El disparo es diferente. Su relación con el modelo es diferente. De todos modos, apenas sé leer un correo electrónico.



Biografía

Vincent Peters comenzó su carrera fotográfica durante un viaje a Tailandia, realizando unas imágenes que más tarde serían publicadas por GEO Magazine. En 1989 se trasladó a Nueva York, donde trabajó como asistente de fotógrafos y más tarde comenzó a desarrollar su carrera personal como artista con un talento especial para destacar la feminidad completa con el arte de la seducción visual.  En su simplicidad, sus composiciones en blanco y negro se hacen eco de las obras de los famosos fotógrafos de estudio del siglo XX con cámaras de gran formato como George Hurrell: sus fotos evocan la atmósfera del cine negro. La desnudez de las modelos parece totalmente natural: su lente revela una sensualidad más reservada que seductora.

En 1990 había comenzado en el mundo de la fotografía de moda y celebridades. Años después, regresó a Europa, donde trabajó para varias galerías de arte y en proyectos personales. En 1999 comenzó a trabajar para Giovanni Testino como fotógrafo de moda.

Su estilo cinematográfico, viendo a la mujer más que como actrices que como modelos, lo llevó a portadas de historias en todo el mundo con las revistas más renombradas. Hasta el momento ha publicado en incontables medios de referencia internacional como The Face, Vogue, ELLE, The Sunday Times, Numéro, Glamour, Dazed and Confuse y GQ, entre otros. Además, Hermes, Diesel, Nike, Addidas, Armani, Yves Saint Laurent, Louis Vuitton, Miu Miu, Bottega Veneta, Dunhill, Guess, Seiko, Lancôme, Samsonite, Netflix, Celine, Philips, Plein Sud, Joop, Guerlain, Sonia Rykiel, Rochas y La Perla son solo algunas de las marcas que han confiado en él y en su buen hacer con la cámara.

La obra de Vincent ha sido expuesta extensamente en galerías de bellas artes y más recientemente en Fotografiska, un destacado museo de fotografía en Estocolmo.


Referencias


Libros

No hay comentarios:

Publicar un comentario