sábado, 18 de agosto de 2012

Margaret M. de Lange

Margaret M. de Lange es una fotógrafa noruega (nacida en Oslo en 1963, vive y trabaja en esta ciudad) dedicada a la publicidad, cuyos proyectos personales son duras fotografías en blanco y negro, en una delgada frontera entre la belleza y el cielo y también del infierno.

 

© Margaret M. de Lange

© Margaret M. de Lange

De forma inconsciente, creo que busco aspectos de mi misma en la gente que me rodea. En las personas cercanas, pero también en los desconocidos a los que he conocido fugazmente. Es en los momentos en los que me veo reflejada cuando tomo mis fotografías. Esa gente se convierte en un espejo; es mi forma de mostrar esas partes de mi misma que normalmente trato de mantener escondidas.

Biografía

Estudió Dibujo y Diseño Gráfico en Strommen y, años después, Fotografía en la School of Photography de Oslo. 

Comenzó con la fotografía con 27 años, realizando tanto trabajos comerciales como proyectos personales.

Su trabajo como fotógrafo reconocido en publicidad e interiores exige unas imágenes limpias,  requeridas por el mundo comercial, y su estilo tiene toda la sofisticación y control noruega típica:  fresco, sencillo, claro, sano y elegante. Sin embargo, en sus proyectos personales, sus imágenes son en blanco y negro, con grano muy evidente y alto contraste y nos proporcionan una visión nada idílica de la infancia, más bien un cuento que incluye aspectos algo crueles.

Su trabajo se ha expuesto en el Nordic Light Photo Festival, la Fundació Fòrum de Tarragona, la Fotografiska de Estocolmo, la Folley Gallery de Nueva York y en varias galerías de Francia, Noruega,
Italia, Bélgica, Estados Unidos y Turquía.

Recibió una mención honorífica en el Lens Culture International Exposure Awards y otra en el Leica Oskar Barnack Award. En 2007 su portafolio fue elegido como el mejor en los Rencontres d´Arles.

En su serie Daughters (Hijas), Margaret presenta con una intimidad abrumadora los cortos veranos escandinavos con sus hijas cuando eran niñas, observándolas con una mirada que recuerda más la de un entomólogo que la de una madre. Este proyecto se inició en 1993 y continuó hasta el año 2002, pero no fue sino hasta que sus hijas alcanzaron la edad adulta que el trabajo fue publicado. Margaret quería asegurarse que tenía el consentimiento y permiso explícito de sus hijas. Sus imágenes son conmovedoras y transportan al espectador a un verano universal en el que las dos niñas juegan como criaturas del folclor escandinavo, pero protegidas y, al mismo tiempo, amenazadas por una oscura naturaleza.

Las dos niñas, descalzas, sucias, a menudo desnudas, en un entorno casi salvaje, se mueven al atardecer como animales silvestres, pues De Lange escoge la luz entre día y noche para retratar el pasaje desde la infancia a la edad adulta, el abandono de la naturaleza para otra etapa de la vida.

Su último proyecto, Surrounded by No One (Rodeado por nadie) donde con un tipo de fotografía más duro todavía que el de su anterior serie refleja la soledad, y se ha publicado recientemente como libro y se exhibió recientemente en la Fotografiska de Estocolmo.

 

 

Referencias

 

 

Libros

1 comentario:

Fuel dijo...

Impresionantes las fotografías de esta mujer.

Publicar un comentario en la entrada